Más inspecciones en hogares de adultos mayores a medida que crece el coronavirus
Share This Story:

Más inspecciones en hogares de adultos mayores a medida que crece el coronavirus

(Andrew Harrer/Bloomberg via Getty Images)

Los Centros para Servicios de Medicare y Medicaid (CMS) están ordenando a sus inspectores de salud que se centren en las prácticas de control de infecciones en hogares de adultos mayores y hospitales, en especial en aquellos donde se han identificado infecciones por coronavirus entre pacientes o en la comunidad, anunció la administradora de los CMS, Seema Verma.

“En este momento estamos enfocados al máximo en el control de infecciones”, dijo Verma. “Nuestro papel es preguntar: ‘¿Hubo infracciones a los protocolos? ¿Esta instalación siguió las pautas vigentes? ¿Se exigió lavarse las manos? ¿Se cambiaron los guantes? ¿La ropa se lavó bien? ¿Se manipuló la comida adecuadamente?”.

La mayor atención regulatoria ocurre después de la muerte de cinco residentes de Life Care Center de Kirkland, Washington. Todos desarrollaron COVID-19, la enfermedad respiratoria causada por el nuevo coronavirus. Verma dijo que está enviando inspectores al hogar para investigar si el personal había seguido las reglas de control de infecciones. Señaló que la instalación fue citada por fallas el año pasado, aunque los inspectores posteriormente determinaron que los errores habían sido corregidos.

En una llamada con periodistas, los líderes de la industria del cuidado de adultos mayores dijeron que apoyaban la directiva de inspeccionar con lupa, pero pidieron a los funcionarios de la Casa Blanca que aborden otros problemas, incluida la posible escasez de suministros, como máscaras y delantales, si la transmisión continúa extendiéndose.

“Los eslabones de esa cadena [de suministro] se están debilitando un poco”, dijo Randy Bury, presidente de la Sociedad Evangélica Luterana del Buen Samaritano, que administra instalaciones de rehabilitación calificadas por el gobierno y otros centros de atención para personas mayores en 24 estados.

Los CMS también aclararon que los hogares de adultos mayores tienen la autoridad de prohibir a los visitantes en un esfuerzo por proteger a los residentes de las infecciones, y deben evaluar a cada uno para averiguar si viajaron a ciertos países en los 14 días anteriores o si han tenido síntomas de enfermedad respiratoria.

Los representantes agradecieron el apoyo de los CMS: dijeron en estos últimos días, familiares y otros visitantes se han resistido a responder preguntas o seguir protocolos.

“Algunos de ellos han sido bastante reacios”, dijo Janet Snipes, directora ejecutiva del Centro de Enfermería Holly Heights en Denver, Clorado.

Mark Parkinson, presidente de la American Health Care Association, un grupo comercial de la industria, dijo que después que la crisis del coronavirus haya pasado, los legisladores estatales deben examinar cómo el bajo reembolso de los programas estatales de Medicaid ha estado obstaculizando la calidad de la atención en estos hogares.

“El sistema de Medicaid para la atención a largo plazo tiene una falta crónica de fondos”, dijo durante la conferencia de prensa telefónica. “Le hemos estado diciendo a la gente que, en última instancia, esto tendría consecuencias”.

Las inspecciones de salud regularmente presentan fallas en el control de infecciones en hogares de adultos mayores, que se citan más que cualquier otro tipo de deficiencia. En los últimos tres años, 9.372 hogares, el 61%, han sido citados por errores en la higiene u otras normas de prevención y control de infecciones, incluidos 3.528 centros que fueron citados más de una vez, según un análisis de Kaiser Health News. El análisis encontró que los hogares con niveles más bajos de personal tenían más probabilidades de violar las normas de atención, control o higiene.

Casi todas fueron violaciones de nivel inferior que no conllevan la amenaza de multas y rara vez influyen en el sistema de clasificación por estrellas utilizado por el sitio web de Medicare que compara estos centros.

En su inspección de 2019 de las instalaciones de Kirkland, el estado de Washington calificó las infracciones de control de infecciones como de bajo nivel porque causaron “daño mínimo”. La instalación fue multada, pero por otras violaciones, en gran medida no relacionadas, que los inspectores descubrieron durante su visita, según muestran los registros estatales.

Verma dijo que se pueden enviar cerca de 8.200 inspectores de las agencias estatales de salud, que realizan inspecciones bajo contrato con los CMS. Los funcionarios federales de salud también estarán involucrados.

“Estamos comenzando con un enfoque especial en hogares de adultos mayores y hospitales, aquellos en los que ha habido algún tipo de situación o en áreas donde hemos visto propagación del coronavirus en la comunidad”, dijo Verma. “También analizaremos particularmente aquellas instituciones que han tenido algunas preocupaciones en el pasado, donde ha habido algunas violaciones previas”.

Sin embargo, Los CMS fueron claros: la nueva instrucción a los inspectores fue que visitaran instalaciones con infracciones previas, por encima de las visitas regulares a centros o a instalaciones que recién se hayan inaugurado.

La nueva guía suspende las inspecciones basadas en quejas, excepto aquellas que involucran acusaciones de abuso, negligencia o acciones que ponen a los residentes en peligro inminente.